HORA DE OPINION – Twitter: el plan para moderar las “conversaciones intensas”