HORA DE OPINION – Una multitud en la Expo Vivero