HORA DE OPINION – Solamente con el “don” de la palabra no alcanza.