HORA DE OPINION – Rwanda: El fútbol, la masacre, el infierno…